sábado, 6 de marzo de 2010

D'Art


Este cuadro me ha costado mucho trabajo pintarlo.
El cuadro era difícil, tanto el primer plano como el
fondo. Necesitaba trabajar muy concentrado. Tube
que suprimir la música que suele acompañarme
cuando pinto. Pintar, básicamente, no es un traba-
jo intelectual, es una manualidad. Por eso suelo ha-
cerlo, oyendo música, o fumando ... El trabajo in-
telectual, lo haces cuando proyectas el cuadro,
luego, todo se reduce a desarrollar tus habilidades
y, en la última fase, cuando utilizas el pincel más
fino, es cuando el esfuerzo es mayor. Aquí el pin-
cel fino se impuso desde el pricipio. Y un cuadro
de 116 x 98 cm. a pincel del 2, son muchas pince-
ladas.

2 comentarios:

Antoniatenea dijo...

Primero imaginación...creación intelectual..perspectiva...colores en mente...y más tarde técnica, paciencia, ganas de trabajar...perseverancia... y artesanía..¿Sabes?...es interesante ese apunte. Cuando escribo, suelo tener primero la idea y de ella como del centro de la espiral de caracol, se va complicando y abriendo y asociando...lo demás es pura técnica para dar forma perfecta al caracol( y un poco de diccionario y Google para ayudar).

Recientemente hice una foto del reflejo de las hojas intensamente verdes de un árbol en el cristal de un coche aparcado...a veces es más bonito el reflejo que el objeto.
Ese alto edificio imponente como un gigante, reflejado en el cristal de ese coche que has pintado...¿acaso no es más misterioso y bello que el original?, es la captura de eses misterioso gigante lo que has recreado tú en tu pintura.
Tu no paseas por una calle , tú paseas por tu mundo interior que se funde en esos momentos con esos objetos urbanitas para tener material para tus cuadros. Realmente me encanta tu estilo: imaginación en lo adocenado...Don Quijote viendo gigantes en los molinos de viento.
Un beso!

Victoria dijo...

Siempre es un placer leerte, y ver tus obras,que me parecen muy originales ,!un saludo